3.500 ha. de la finca Veta la Palma están dedicadas a la agricultura, incluyendo 1.000 ha de terreno cuidadosamente nivelado y provisto de un sistema de irrigación que lo hace idóneo para el cultivo del arroz.

En las restantes 2.500 ha se cultivan principalmente plantas forrajeras destinadas a suplementar la dieta del Ganado vacuno y equino que se crían de forma extensiva en la propiedad. El cultivo se realiza de forma rotatoria y con un sistema de regadío superficial, sin usar fertilizantes ni pesticidas. Esta zona, situada al Norte de la finca, constituye un hábitat ideal para aves de hábitat estepario como el alcaraván (Burhinus oedicnemus) o la ganga (Pterocles alchata).

La producción anual de plantas forrajeras es de unos 2.500 a 3.000 kilogramos por hectárea, mientras que la zona arrocera produce en torno a 8.500 kg/ha.